Subscronomics, negocios híbridos o la era del homo suscriptor, sea cual sea la denominación lo cierto es que la tecnología ha democratizado los modelos de negocio por suscripción y actualmente asistimos a una gran revolución. Esta nueva economía ya no se circunscribe a Netflix, Amazon o Spotify, la suscripción se extiende a todo lo imaginable, desde huevos camperos a muebles, pasando por ropa, kits de afeitado, tecnología, atención médica  o la propia vivienda. Las nuevas generaciones quieren consumir y no poseer; algo que las empresas ya han entendido.

IKEA, H&M, Tous, Endesa y un largo etcétera de importantes marcas ya han implantado, o lo están haciendo, su aterrizaje en el ámbito de los negocios híbridos. IKEA ofrece suscripción a sus muebles en algunos países. Tous ha comprado Verone, startup de alquiler de joyas, H&M ha lanzado un renting de ropa en Estocolmo y Endesa última su plataforma de suscripción energética.

Es evidente que el terreno natural de la suscripción lo encontramos en el ámbito de B2C (negocio desde la empresa directamente al consumidor) por tres razones fundamentales: la atracción de los nuevos targets de consumidores, la diversificación de ingresos y la sostenibilidad. Hay que tener en cuenta que los modelos por suscripción permiten a las empresas asumir el control del producto desde los sucesivos alquileres hasta su reciclaje final. Es, por tanto, una apuesta importante por la sostenibilidad.

Según el Top Trens 2020 de Gartner en Digital Commerce, en 2023 el 75% de las organizaciones que venden directamente al consumidor ofrecerán servicios por suscripción, pero solo el 20% tendrá éxito en retención de clientes.

Los nuevos negocios híbridos se sustentan en ingresos constantes tras una venta única de productos y/o servicios. Lo más importante, por tanto, será mantener la fidelización del usuario. El gran reto para las empresas, tal y como pronostica Gartner, será la de proporcionar una exquisita experiencia de cliente para poder fidelizar y ampliar el ciclo vida de sus usuarios. Es evidente que las organizaciones tendrán que poner al cliente en el centro e  invertir mucho en su satisfacción.

El gran auge actual de la economía de las suscripciones se debe a dos factores básicos: el desarrollo tecnológico y las nuevas generaciones. Los consumidores de ahora no conciben la propiedad privada como una necesidad y prefieren la libertad de consumo.

Para las empresas, los negocios híbridos tienen un sentido financiero muy positivo porque son estables y predecibles. Además, en época de crisis, como la que vivimos del coronavirus, este modelo ha mostrado una gran resistencia y adaptabilidad a la demanda y al cambiante poder adquisitivo de los usuarios. Además los modelos híbridos facilitan el control de los gastos para reenvertir en bases de clientes.

Impulso emprendedor en España

En España se está notando un brillante impulso emprendedor en el ámbito de los negocios por suscripción. Plataformas como Pislow, Ouh Lola o Ecoadicta ofrecen moda por suscripción; por una cuota mensual los usuarios/as pueden usar una serie de prendas para luego devolverlas. Por una cuota recurrente podemos tener un servicio médico a través de Homedoctor o todo tipo de muebles con Rentchester. La cárnica Joselito ofrece cortes de carnes frescas y de temporada. Cobardes y Gallinas es un servicio semanal de huevos camperos, Bebenube ofrece suscripción mensual a una caja de productos para bebés o MyAlma vende abonos a productos de droguería. Estos son solo algunos ejemplos del amplio abanico de negocios que se están transformado a modelos híbridos.

A nivel global, Japón es el país estrella de las suscripciones. De hecho uno de los ejemplos más recientes e innovares es ADDress un servicio de vivienda por suscripción que se está convirtiendo en una verdadera alternativa de coliving.

Como ven, la era de los negocios híbridos ha llegado para quedarse.

Fuentes documentales

  • ‘Subscronomics’: la moda de la suscripción no tiene límite | Expansión febrero 2020
  • La era del ‘homo suscriptor’ | El País, noviembre 2020
  • How A Subscription Business Can Increase Business Valuation | Forbes, octubre 2020
  • How Japan’s subscription economy could redefine the way consumers and firms interact | The Japan Times, octubre 2020.
  • Top Trens  Gartner en Digital Commerce 2020.